Campaña por una Educación No sexista y Antidiscriminatoria

Campaña desde Ecuador... Para compartir... :) 

 
13 de Noviembre, Día Nacional de la Educación en Ecuador

Gabriela Bernal Carrera

Sobre la importancia de la Educación se ha hablado mucho. La calidad, el acceso, el financiamiento, la politización, el abuso sexual en el sistema educativo, la influencia de los medios en su accionar, son entre otros, temas abordados por diversos actores sociales. Las conclusiones casi siempre son negativas, y parten de situaciones desgraciadamente basadas en la realidad. De hecho, quienes trabajamos en el tema de educación, terminamos con un sabor amargo en la boca, cada vez que un informe se presenta o se conocen los resultados de las últimas evaluaciones.

Sin embargo, cuando se celebra el Día Nacional de la Educación, se hace necesario pensar desde lo positivo: no se celebra en un cumpleaños, los defectos de la homenajeada (u homenajeado); se celebra la hermosa contradicción de estar, de existir, de ser. Por ello, habría que celebrar a la Educación y las posibilidades que ésta, aún con sus defectos y límites, ofrecen a los niños, niñas y jóvenes que viven en Ecuador.

En un país donde las distintas diferencias (valga el juego de palabras), son casi siempre motivo de discriminación y desigualdad, la Educación es, el mejor lugar para evidenciarlas. Pero también es el lugar donde puede salir a flote lo mejor de los seres humanos. Y son los y las más pequeñas quienes nos ofrecen las mejores lecciones; una de ellas, es que lo más importante es estar juntos, jugar juntos. Aún cuando peleen y se digan cosas feas, siempre encuentran la mejor manera de volver a estar juntos, porque lo realmente valioso es la posibilidad de inventar nuevos juegos colectivos. Ninguna niña o niño preferirán jugar solo a tener uno o más compañeros o compañeras de juegos.

Es verdad que estos juegos pueden reproducir escenas de discriminación y violencia; es verdad que niños y niñas reproducen las tristes condiciones sociales en las que viven, pero esta es la responsabilidad de nosotros, los y las adultas que permitimos (cuando no contribuimos), que éstas sean posibles. Sin embargo, pese a que todo esto se publicita como un ejemplo lamentable, poco o ningún caso se hace de lo que como adultos de deberíamos aprender de los niños y niñas: las sonrisas, la búsqueda de espacios de negociación orientados a continuar juntos, superando las contradicciones.

No hay duda de que es imposible escapar de las contradicciones; tampoco la educación lo puede hacer. Pero en defensa de las contradicciones, son ellas las que nos hacen seres humanos. Nuestra condición en cuanto humanidad está signada por la contradicción. Sin embargo, lo que se puede aprender en un aula o en un patio de recreo sobre solidaridad, apertura, discriminación, miedo, soledad o compañía retrata de cuerpo entero, lo hermoso de la contradicción humana. Sin tantas sombras, las luces de la solidaridad, el cariño, el respeto, la camaradería, no podrían mostrar lo verdaderamente hermoso de la humanidad.

Las posturas más radicales, basadas indudablemente en tristes y reales contradicciones, no consideran a la Educación formal, aquella que se da en las escuelas e instituciones educativas, como la mejor oportunidad para encontrarnos con las diferencias, puesto que solo sería un reflejo triste de lo que somos como sociedad. Sin embargo, se debe reivindicar a la Educación formal, como un espacio para el encuentro con las Diferencias; como la maravillosa oportunidad para que, los adultos aprendamos de niños y niñas, la alegría simple de construir puentes para caminar entre las muchas diferencias. 
 
A nosotros como sociedad y como adultas, nos corresponde ofrecer buen material para construir los puentes. Si las desigualdades que están en casa, en la calle, en las oficinas públicas y privadas no se terminan, niños y niñas no tendrán materiales dignos de los puentes que aunque frágiles, construyen cotidianamente. Para que estos puentes puedan perdurar en la vida de los individuos y de la sociedad, tenemos la obligación de cambiar. Lo que no hagamos fuera de la escuela, no podrá existir en ella.

Campaña por una educación no sexista, laica y no discriminatoria

Cladem – Ecuador.

2 comentarios:

 
hazel bojorge reyes © 2012 | Designed by Rumah Dijual, in collaboration with Buy Dofollow Links! =) , Lastminutes and Ambien Side Effects