Independencia de Nicaragua, nada que celebrar...

El 15 de spetiembre una vez más se conmemoró el Día de la Independencia, y como la mayoría de las veces y los casos paso desapercibido, tal vez porque no tenemos tanta "devoción" patriótica, o quizá porque unos consideramos que no hay mucho que celebrar... Luego, de ver la celebración del "Bicentenario" en México, casi me quedó claro que es un poco de las dos cosas. 

Pero, en fin, tuvimos un largo fín de semana de vacaciones, porque, claro el lunes 13 cayo "encajonado" y bueno, como hacemos normalmente acá también se decretó día libre. Cada 15 de septiembre desde hace 3 años; de lo primero que me acuerdo es del Aniversario del "Reecuentro de Heroés del Silencio" y luego que es el Día de la Independencia, qué pena! Porque ese evento supone ser, sino el más importante para nuestro país, al menos un día decisivo que marcó un antes y un después en nuestra historia. 

En mi caso personal, considero que el fervor patriótico no se me fue inculcado con tanta pasión, y segundo creo firmemente, que no tenemos nada que celebrar... Así es, no hay nada que celebrar!

Un país "independiente" supone una sociedad cívica, reponsable, que no depende de ninguna otra cultura, economía, país, políticas, estrategías de desarrollo, y capaz de poder desarrollar sus propia, normas, sistema de gobierno, etc, etc, es decir un país libre. Para mi la independencia es igual a libertad. En 1821 con la firma del Acta de Inpendencia, obtuvimos libertad (al menos en teoría). 

Con el paso del tiempo y la evolución de las sociedades en general, llegamos a un concepto muy interesante llamado Estado Nación o Estado de Derecho (término que cada día desaparece más en nuestro país), un verdadero Estado está definido como un concepto político que se refiere a una forma de organización social y política soberana y coercitiva, formada por un conjunto de instituciones involuntarias, que tiene el poder de regular la vida nacional en un territorio determinado. 

Partiendo de un concepto básico y sencillo, puedo decir que Nicaragua realmente no ha logrado alcanzar verdaderamente un nivel de independencia "decente" o "aceptable",  y tampoco va en camino de hacerlo, sobre todo cuando ocurren tantas cosas insolitas; como que en contra del actual Presidente del país hayan abierto causas judiciales que "extrañamente" se han resuelto a su favor, luego un Presidente que llega al poder gracias a los pactos, cañonazos y negociaciones con otros tipos que se atreven a llamarse "democrátas" y, como si fuera poco gana unas elecciones gracias a las mil maromas ilegales que pudo cometer. 

Los Poderes del Estado están subordinados a lo que mal decide el mismo personaje, la Constitución Política cada día más pateada, hacen y deshacen decretos y leyes según les convenga a los interesados, con Magistrados en la Corte Suprema de Justicia que no dejan su cargo y venden la poca conciencia que en algún momento tuvieron por unos cuantos doláres, y peor aún lo que ocurre todos los días en el Consejo Supremo Electoral, una larga lista de gente deshonesta que "vela" por seguir construyendo "democracia" en Nicaragua. 

Políticas públicas que nada tienen que ver con la realidad, con firmas de tratados y asuntos con otros países de los cuales no tenemos conocimiento, y llenos de muchas dudas, como Venezuela por ejemplo;lque al final termina decidiendo en asuntos que le competen solamente al Estado Nicaragüense. Y todas la serie de irregularidades, que luego pretenden tapar con flores, colores extravagantes y muchos, muchos adornos bonitos...

Realmente es lamentable ver el nivel de decadencia hasta donde han llegado las instituciones del Estado, y más increíble es ver que intentan construir un sistema basado en el miedo, la corrupción, deshonestidad, clientelismo político, manipulación, dictadura familiar y politizando todo lo que hay a su paso. No podes celebrar independencia en una país cada día más inseguro, en el que por robarte un celular te disparan, en el que no podes viajar tranquilo en un bus porque en cualquier momento te asaltan, un país donde casi el 80% de la población vive con menos de 1 dólar al día, un país en el que no hay oportunidades de trabajo, un país lleno de jóvenes que al final terminan migrando para poder medio sobrevivir y sin oportunidades... 

Y que encima de todo, en un discurso demagogo nos digan que las cifras de pobreza han disminuido... Acaso creen que realmente no vivimos en este país? Y aún más triste es ver todos los días que los que contribuyen a que estemos echos leña, en lugar de actuar y hacer lo correcto, andan buscando la manera de seguir en el poder enriqueciendose y sin aportar a un verdadero cambio en nuestro país. 

De aquellos sueños independistas e ideales, solo quedan las historias, de aquellos heroés y libertadores sólo quedan fotos... La independencia realmente nunca llegó, y de pronto pareciera que nunca llegará... Si estuviesemos más comprometidos a hacer de esto un mejor país tal vez algún día lograremos gozar una verdadera libertad... Una Independencia que dimensione y dignifique a Nicaragua. 

 
hazel bojorge reyes © 2012 | Designed by Rumah Dijual, in collaboration with Buy Dofollow Links! =) , Lastminutes and Ambien Side Effects